jueves, 4 de noviembre de 2010

Enamorarse en cada latido

En esta ocasión fue Elmo quien encontró a Edmundo solitario en aquel banco, su banco.

-¡Oiga usted! ¡Quítese ahora mismo el sombrero y haga una reverencia! ¡Elmo ha llegado!.
-Llegas tarde.-Espetó él.
-¡Miren! ¡Hoy esta respondón el caballero! ¿Vas a contarme como es que llegas antes de la hora o tendré que arrancar el secreto de tus fríos y muertos labios?
-Tranquilo, jamás pelearía con un muñeco, va contra mis sueños de infancia.
-¿Entonces vas a contarmelo?
-¡Claro hombre! ¡A ti y a todos los lectores! ¿Porqué si no iba a estar escribiendo lo que se supone que hablamos?
-¡Joder! ¡Eres bueno! Yo nunca caigo en ese tipo de cosas, y mira que son obvias... bueno, cuentame.
-Pues verás, el caso es que tengo muchos amores.
-¿Y eso es malo?
-En parte.
-¿Es que tienes el corazón dividido?
-No.
-¡Entonces no entiendo que tiene de malo!
-Pues verá usted señor muñeco, es bastante simple.
-¿Como el mecanismo de un chupete?
-Bueno, diría que si, pero nunca entendí como puede ser simple una cosa que no existe, a mi es que lo de la "no existencia" me parece una cosa muy cumplicada, ¿Lo sabias?
-¿Y tú? ¿Sabías que eres un tostón?
-Si, la verdad es que no me quedaba la menor duda de ello.
-Me lo temía, mis insultos son inútiles, se ha puesto en modo automático... tendremos que escuchar lo que sea que el cansino este tiene que contarnos.
- El caso es que como mecanismo me atengo a la definición clásica como conjunto de...
-¡Idiota! ¡Lo del chupete no! ¡Lo de los amores!.
-Ah, perdón. El caso ese ese, llevo varios días racavando información y los análisis demuestran que me enamoro un promedio de 9 veces al dia, pero que ninguno de esos amores dura mucho más de 1/72 minutos.
-¿Un setentaydosabo de minuto? ¡Joder que exactitud! ¿Como has calculado eso?
-Pues es bien fácil, se que mi corazón late un promedio de 72 veces por minuto.
-Entiendo... claro, ahora si le veo una parte mala, con ese tiempo de enamoramiento, ni aunque fueses el hombre más precoz del mundo y ellas estuvieran agachadas...
-Veo que me vas entendido. ¿Que tal tu gota nueva?
-Psss, tú sabes, tardó aproximadamente un setentaidosavo de minuto en caer al vaso.

Pd: He intentado darle algo de claridad a esto poniendo las palabras de Elmo en negrita cursiva mientras dejaba a Edmundo en la configuración standard, si lia más que ayuda, avisad

6 comentarios:

Irene Bebop dijo...

Bueno, mirándolo por el lado positivo, en 1/72 minutos no te da tiempo a sufrir por ellas. Eso que te ahorras, no?

Edmundo Dantés dijo...

Buen punto de vista, no se me había ocurrido :)

Gracias!

Julia dijo...

Opino lo mismo que la chica de arriba =)
De todos modos, es diferente el amor a la atracción... lo digo porque, amor, tan rápido... hace falta algo más tiempo para enamorarse, no?
Un saludo¡

teologiadeS dijo...

Se entiende bien y no da lugar a distracciones.

Dirías que te enamoras cada vez que ves a una chica guapa?

En fin, supongo que por lo menos en ese 1/72 te da tiempo a disfrutar algo aunque sea alegrar la vista.

Un saludo

Edmundo Dantés dijo...

No me enamoro una muchacha; me enamoro de un gesto, me enamoro de un cruce de miradas, de una voz o de una risa...

Enamorado de la vida

Pd: Todo el mundo tiene algo que puede enamorarte, ten cuidado.

Lenore dijo...

Qué bonito tu comentario Edmundo ;)
no lo pondría nunca en tu boca esas palabras.


Gracias x mostarte :)